fbpx
Envío gratis a partir de 90 €

El Camino de Santiago es una de las actividades al aire libre más realizadas en España durante el verano, por no decir la que más.

Sin duda, una experiencia inolvidable que cada vez cuenta con más peregrinos, los cuales llegan a la ciudad con distintas motivaciones.

Si bien es cierto que hay muchos consejos sobre el material adecuado o las rutas, ¿qué hay de cómo entrenar los pies? ¡Hoy en K2 Planet te traemos todas las claves del asunto!

El mejor calzado para el Camino de Santiago

A la hora de entrenar nuestros pies, es primordial mencionar antes la importancia de comprar un buen calzado para la práctica de senderismo, montañismo o trekking en el Camino de Santiago.

 

Un factor que determinará nuestro modelo ideal será la duración de las salidas que hagamos habitualmente. Es decir, no es lo mismo un calzado para hacer el Camino de Santiago en paseos cortos o rutas de no más de 4 horas que en marchas que superan las 5 horas. Por otro lado, es primordial escoger un par en base a nuestro peso corporal.

 

En el caso de que llueva, recomendamos utilizar un calzado bajo deportivo como Altra Lone Peak 6, un diseño mejorado perfecto para hacer senderismo con toda confianza. En cambio, si se esperan lluvias, mejor opta por botas como Bestard Travessa, excepcionalmente ligeras y cómodas.

 

¿Es recomendable llevar calzado de recuperación?

¡Totalmente! Uno de los principales consejos profesionales a seguir antes de hacer el Camino de Santiago y entrenar los pies es utilizar calzado de recuperación para mejorar el descanso de las extremidades y evitar la fatiga. Por supuesto, si es posible, también es recomendable llevarlo en tu mochila durante el recorrido.

 

Entrenamiento de pies para el Camino de Santiago

Ahora que sabes cómo de importante es vigilar el calzado en el Camino de Santiago, nuestro siguiente consejo referido al entrenamiento de pies y piernas es: fortalece. Para ello, es preciso realizar ejercicios de estiramiento y calentamiento antes de cada etapa. Por ejemplo, apoya las manos contra una pared y posa gradualmente toda la planta del pie hasta que comiences a notar cierta tensión en la parte posterior de la rodilla. ¡Te será de gran utilidad!

 

Por otro lado, también conviene adaptar la marcha a los distintos tipos de terreno. Para preparar rodillas, tendones y pies, es importante tener en cuenta esta. Mientras que en llano la amplitud del paso debe ser normal, en subida recomendamos que sea más corto y con lentitud, evitando así sobreesfuerzos. Además, procura apoyar toda la planta en el suelo para evitar sobrecargas.

 

Cuida las bajadas durante las rutas del Camino

Si bien es cierto que el paso largo y rápido estará reservado para las bajadas, hay que tener en cuenta el tipo de terreno antes de acelerar la marcha. Al descender, piensa que gran parte del trabajo recaerá sobre los talones, de ahí que sea necesario “clavarlos” bien en la superficie, sin forzar. De este modo te ahorrarás lesiones, créenos.

 

Desde K2 Planet esperamos haberte sido de ayuda e interés con nuestros consejos para preparar tus pies de cara a esta maravillosa ruta gallega. Por supuesto, en nuestro catálogo encontrarás todo el material necesario para completar tu kit. ¡No esperes más y cuéntanos tu experiencia!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Ir al contenido